21 de octubre de 2010

Una placa ilegible.


En la actual calle San Francisco, número 36, esquina a la calle Golfín se encuentra un inmueble de dos pisos y ático,y en uno de ellos nació el 11 de octubre de 1866, Carlos Arniches. Habitaciones de techos altos y puertas de doble hoja en donde Arniches escribió sus primeros poemas.Allí residió los primeros 14 años de su vida.

Aunque siempre se le asociara por su casticismo con Madrid, él siempre se consideró alicantino y recordaba la luz de su" terreta". Fue bautizado en San Nicolás, y estudió en varios colegios alicantinos, coincidiendo con Rafael Altamira y Joaquín Dicenta. 


A los 14 años marcha con la familia a Barcelona para después quedarse en Madrid. Su padre trabajaba en Tabacalera.

Se colocó una placa de mármol con una inscripción alusiva a que Arniches nació ahí, aún cuando en diversas biografías se habla que vivía en la plaza de Los Luceros.Hoy por hoy, la placa es totalmente ilegible, y da tristeza ya que el edificio, en su exterior, se rehabilitó.¿Sería mucho pedir a nuestro ayuntamiento que se rehabilitara dicha placa?

En INFORMACION, allá por agosto de 1975,en un artículo firmado por María Rosa Mirasierras y con foto de Arjones,recogía la querida periodista el por qué del cartel de "se vende",al tiempo que se quejaba que ninguna asociación o el mismo ayuntamiento lo adquiriese para hacer un museo.


Y la periodista terminaba diciendo textualmente: "no hemos podido averiguar el precio en este largo puente de verano pero pensamos que es difícil poner una cifra,con punto y comas, a lo que es entrañable recuerdo,un retazo de la historia literaria alicantina"


Después de 35 años,puedo decir públicamente que se le "ofreció" al ayuntamiento de la época por si le interesaba sin obtener respuesta alguna.El cartel, lo colocó , servidor.Y el precio que obtuve , era un legado largo de contar y demostrable, fue de 200.000 pesetas.Otro despropósito como las casas en donde nacieron Altamira o Miró. Estamos en Alicante.


Paco Huesca

10 comentarios:

(Alicante cuenta) dijo...

Dejando a un lado que el artículo es perfecto. Hay que hacer justicia por los que ya no están e hicieron actos notorios. Pero eso mi querido Paco, no se estila. Algunas personas o hechos quedan tan lejanos que su lejanía es sinónimo de pereza.

Por cierto, ¿conoces a María Rosa Mirasierras? Fue mi profesora en Gabinete de Comunicación. Es una mujer estupenda. Una todoterreno en la comunicación.

¿La saludamos desde Alicante Cuenta?

Viena dijo...

Podemos también hablar de la casa de Miguel Hernández en Orihuela, que no sé como estará en estos momentos, año hernandiano, pero el año pasado, daba ganas de llorar. Yo no sé que les pasa a los Ayuntamientos para mostrar este desprecio por su patrimonio cultural e histórico, parece que nos sobran los poetas, literatos o grandes hombres. No sé, en serio, no sé a qué se debe tal desidia.
Saludos.

paco huesca dijo...

Claro que sí.Un besazo a María Rosa.Y besos para tí,Joana.

Enrique Tarragó Freixes dijo...

Claro está que mi ignorancia pudiera estar justificada en que solo llevo aquí desde el 78, pero me acabo de enterar, graciosamente y por este medio, que Arniches nació aquí y que tiene una placa ilegible donde lo hizo. ¿Tengo yo la culpa?

Enrique Tarragó Freixes dijo...

perdón ............., y que se dice que lo hizo en Luceros.

Joana dijo...

Hola Enrique, tranquilo que servidora no sabe cantidad de cosas ¡afortunadamente! :-)

Pincha sobre mi nombre y ahí está la biografía de Arniches.

Un abrazo que hago extensible a Viena

Enrique Tarragó Freixes dijo...

Gracias Joana, de este blog voy yo a hacerme un graduado de lujo

Elkiko dijo...

Además esa placa tiene dos colores y eso tiene su explicación: en uno de los primeros In Urbe, cuando la casa estaba con la fachada aún sin rehabilitar, uno de los proyectos fue pintar una franja vertical que recorría toda la altura de la fachada, incluso la placa que está debajo. De color azul (que dich osea de paso estaba más bonita que con el beig). Luego se pintó toda la fachada pero del color actual y por eso la placa tiene dos tonos. Pero efectivamente: habría que restaurarla.

Viena dijo...

Gracias Joana, un abrazo también para ti.

Joana dijo...

Pero qué gente más bien informada tenemos en esta ciudad. Gracias a Paco y al Kiko ;-)