20 de septiembre de 2012

La ciudad remendada.






Mediocridad, esa es la palabra que se me ocurre de Alicante actualmente desde lo más profundo de mi corazón.Crisis aparte, por favor seamos sensatos con algunos proyectos que se ejecutan y llevan tiempo parados,terminados o ni se sabe.

Agujerean la Serra Grossa para colocar unas vías, y tenemos  sin acabar un túnel con vías y sin trenes. Hay toda línea acabada hacia la Universidad y no funciona,no hay trenes.Y nos tirábamos las manos a la cabeza porque en nuestra vecina Castellón se construía un aeropuerto sin aviones pero con halcones.Pues aquí vamos más que sobrados.

Dos líneas de tranvía, una de ellas con un largo túnel,que no funcionan,vamos que no hay tranvías.Por si eso fuera poco el cacareado paseo  entre Alicante y La Albufereta que aunque se comenzó a realizar siempre  me dio el pálpito que no vería su final. Pues  se para de momento para abaratarlo y cambiarlo. Algo que sigo sin creérmelo. Y es que  hay para no creerse ya nada a este paso.

Ni les cuento lo del Palacio de Congresos. Eso ya ni de coña. Es ciencia-ficción. Y sino un parking en pleno centro-tan necesitado de ellos- en plena avenida de la Estación , todavía sigue sin inaugurarse y lleva tiempo acabado. Líneas de tranvías sin ellos, y parkings cerrados sin coches.


Alicante es una ciudad en donde los promotores han hecho su negocio, un urbanicidio que ha sido consentido por  los políticos de turno. Comprendo que los políticos no tienen por qué saber de urbanismo pero deberían saber elegir a los mejores técnicos, fiables y honestos. Pero ha habido presiones, cierto amiguismo, ansias de grandeza, prebendas,corruptelas, haciendo lo que les ha dado la gana. 

Es lamentable que  el PGOU de Alicante haya pasado por ocho manos,y todavía sigue sin aprobarse. ¿Todo esto es normal? La ciudad de los proyectos frustrados. La ciudad mediocre. La ciudad remendada. O quizás habrán sido mediocres sus políticos

La ciudadanía tenemos algo de culpa  pues en muchas ocasiones se debería haber salido a las calles sin pensarlo dos veces. Ahora ignoro si  estamos  a tiempo de muchas cosas.Y para mas inri las dos mujeres en las  que depositaron su confianza la mayoría de  los alicantinos, cuestionadas.

Una acaba de ser "obligada" a dejar su puesto de portavoz de la oposición, y la otra podría ser imputada. Alicante y los alicantin@s no nos merecemos todo este espectáculo.



Paco Huesca

14 de septiembre de 2012

Pequeño homenaje: Sra Concha, adiós.






Cuando era pequeña me gustaba automecerme. Ahora suena extraño pero me pasaba horas balanceándome contra el respaldo del sofá entonando una melodía. Era la pesadilla de las escasas visitas de mis padres. Recuerdo que años más tarde reían recordando lo absurdo de mi comportamiento, pero probablemente aquél baile tenía algún significado profundo.

 Cuando era pequeña una señora mayor cuidaba de mí. "A la niña no te la lleves al médico que allí hay microbios" le espetaba a mi madre cuando debía ir con mi único hermano. A los niños no se les puede dejar a cargo de cualquiera pero ella tenía un pañuelo especial para mí. Además de una caja de galletas inmensa que guardaba en un armario que a mí me parecía siniestro hasta que veía que regalaba dulces. Cuando era pequeña pasaba largas horas con esa señora.

Íbamos juntas a hacer la compra. Yo debía medir 'dos centímetros' pero llevaba una capacita como la suya. "Niña, cuando tú vayas a cruzar siempre tienes que mirar a los dos lados" y su acento gaditano me hacía sonreír mientras asentía. Le ayudaba a hacer la comida aunque mi única labor consistía en poner en la olla una pastillita de Knorr, más de una vez abrí ese cuadrado que olía tan bién y lo probé. Sabía a rayos y centellas, pero nunca me regañó. O sí, prefiero pensar que no. 

Un día se tuvo que marchar y se fue hasta Vigo a vivir. Ya no era la niña de nadie. Sí de mis padres pero no de esa señora que me trataba como a una adulta y luego me mimaba como a una princesa sin reino. Llegó el momento de las cartas y el ver cómo crecía a través de fotografías. Le contaba todo, mis cosas, las que ocurrían en el barrio... Poco a poco iba perdiendo algo de oído y cuando llamaba sabía que le tenía que gritar. "Niña, ¿tienes novio?" "No..." "Mejor niña, mucho mejor" . 

Y esta madrugada, a la una... su hija, tan maravillosa como ella me dio la noticia: mamá ha fallecido. Tenía  cien años y ocho meses. Pero su voz era juvenil, alegre. No creo que se sintiera mayor nunca puede que desde hacía unos años sí. Tal vez aquella actitud también me lo enseñó porque en más ocasiones de las que debiera me siento como una niña. Señora Concha hizo usted más por mí de lo que imaginaba. Bueeeno la tutearé que siempre lo olvido. DEP.

Tu niña


13 de septiembre de 2012

Aquellos 60 alicantinos





Aquellos años, veranos, de los 60 en Alicante a través de las galas de los cantantes que actuaban y descansaban al mismo tiempo. La sala de Vidal Masanet "El Gallo Rojo" (la mejor sala de fiestas de Europa rezaba) tuvo mucho que ver con actuaciones de todo tipo. 

Las clásicas e inmortales folclóricas como Lola Flores que lo inauguró,una incipiente Rocío Jurado (en el camerino conocería la alicantina Rosa Benito a su hermano)  o una Juanita Reina con Caracolillo que  pasaban todo el verano actuando y veraneando.

Era grande su amistad con el matrimonio Masanet que le ofrecía apartamento incluido.La Carmen Sevilla del maestro Algueró. La eterna Sara Montiel que bajaba del escenario y se sentaba encima de conocidas piernas de empresarios alicantinos, no exentos de rubor, aquello de "Fumando espero",un clásico, o" Las camareras".

Y como no, Julio Iglesias, Raphael recién saliditos del festival de Benidorm.Víctor Manuel con su pseudo canción protesta, Patxi Andión con su inconfundible voz rota y Serrat del  que muchas generaciones comenzamos a enamorarnos de sus letras  y su música. Y Mari Trini, siempre de negro, y sus "Amores". 

Camilo Sesto o Miguel Ríos, aunque este - no le había llegado el "Himno de la alegría" todavía -  actuó en "El Gallo Rojo" de telonero de Johnny Halliday, el Elvis europeo y por entonces marido de Françoise Hardy, aquella de " tous les enfants et garçons de mon age se promènet dans les rues de Paris...." que se oía en los guateques cuando tocaba un lento.

Fue una oportunidad única en aquella época de ver y oir a todos ellos,y siempre con el comienzo  del maestro Arturo Fornés  y su trompeta con  la orquesta titular de la sala. Norma Duval era la bailarina telonera de turno con el ballet de Nacho Arrieta y el humor de Fernando Esteso (con aquel  chiste del coñac La Parra, quien lo toma la agarra...)

Por aquellos  veranos de los 60 también era normal ver sentados en La Explanada a Marujita Díaz con su sombrero de turno o Carlos Ballesteros en Miami.Y si te bañabas en la playa de San Juan, te topabas con Juanito Navarro, Fernando Sancho o Alfonso del Real habituales de la zona. 

Amén de  tener sus chalés Carmen Sevilla, Jorge Mistral, Mercedes Vecino, Luis Mariano, Antoñita Moreno, Luis Sanz, Celia Gámez , Rocío Dúrcal o Luis César Amadori y Zully Moreno.


Y en aquellos 60 se rodaron muchas pelis en Alicante. Más de cien y con estrellas de talla internacional sin haber estudios de cine alguno. Y dos galeotes eran testigos  callados  en el puerto durante años de la cantidad de films de filibusteros que se rodaban. Las ilustraciones de estos magníficos artículos cuentan con las magníficas fotos de Perfecto Arjones.

Como la impagable de Paul Mcartney con una jovencísima Pirula Arderius. A mí me hubiera encantado encontrarme por la playa de San Juan a Elke Sommer,otra rubia, que fue pionera alemana en esto del turismo en la zona y el primer bikini del cine español en "Bahía de Palma". No tuve esa suerte.

En los 60, moría mi Marilyn, nacían los Beatles, llegaría el mayo francés y el hombre pondría su pie en la Luna,aunque esto jamás llegué a creérmelo-era así de raro- y luego la película "Capricornio Uno" me daba la razón de que podía haber sido un montaje.Por cierto hay una leyenda urbana por ahí , dice que un día se encontraba sentado en Peret, Mike -morritos-  Jager tomando una horchata...alicantina.

Desde luego unos veranos muy distintos a este sin ir más lejos en donde sólo ha  habido economía, recortes, los viernes de pasión, más corruptos, crisis, el Ecce Homo de Borja, el vídeo erótico de la concejala y los testículos que le faltan  a  uno de los leones de Las Cortes.  

Bueno comenzó con La Roja campeona de Europa. Menos mal. El resto, la España más profunda.

Aquellos años, veranos, de los 60 en Alicante a través de las galas de los cantantes que actuaban y descansaban al mismo tiempo. La sala de Vidal Masanet "El Gallo Rojo" (la mejor sala de fiestas de Europa rezaba) tuvo mucho que ver con actuaciones de todo tipo. 

Las clásicas e inmortales folclóricas como Lola Flores que lo inauguró,una incipiente Rocío Jurado (en el camerino conocería la alicantina Rosa Benito a su hermano)  o una Juanita Reina con Caracolillo que  pasaban todo el verano actuando y veraneando.

Era grande su amistad con el matrimonio Masanet que le ofrecía apartamento incluido.La Carmen Sevilla del maestro Algueró. La eterna Sara Montiel que bajaba del escenario y se sentaba encima de conocidas piernas de empresarios alicantinos, no exentos de rubor, aquello de "Fumando espero",un clásico, o" Las camareras".

Y como no, Julio Iglesias, Raphael recién saliditos del festival de Benidorm.Víctor Manuel con su pseudo canción protesta, Patxi Andión con su inconfundible voz rota y Serrat del  que muchas generaciones comenzamos a enamorarnos de sus letras  y su música. 

Fue una oportunidad única en aquella época de ver y oir a todos ellos,y siempre con el comienzo  del maestro Arturo Fornés  y su trompeta con  la orquesta titular de la sala. Norma Duval era la bailarina telonera de turno con el ballet de Nacho Arrieta y el humor de Fernando Esteso (con aquel  chiste del coñac La Parra, quien lo toma la agarra...)

Desde luego unos veranos muy distintos a este sin ir más lejos en donde sólo ha  habido economía, recortes, los viernes de pasión, más corruptos, crisis, el Ecce Homo de Borja, el vídeo erótico de la concejala y los testículos que le faltan  a  uno de los leones de Las Cortes.  

Bueno comenzó con La Roja campeona de Europa. Menos mal. El resto, la España más profunda.


Paco Huesca





7 de septiembre de 2012

Pedrito Rico, su cumpleaños y el amor que perdura

Me comprometí con una buena amiga, Marta Améndola a publicar su texto en recuerdo del artista eldense Pedro Rico, eso fue anoche. Y ahora, también con la luna en el cielo y cercana la media noche, sé que tanto ella como él (y todas las personas que mantienen vivo su recuerdo) me perdonarán. Ahora es el turno de Marta:


MARTA AMÉNDOLA JUNTO A PEDRO RICO

Cuando en Marzo de 1956 Pedrito Rico arribaba a Buenos Aires, yo era apenas una niña de 10 años. Pronto él conquistó al público argentino con su arte, simpatía y eso tan especial que muchos definen como duende, carisma o ángel.

Allí comenzaba una historia singular que aun hoy  perdura, a pesar que él ya no está en este plano.

Radio, televisión, revistas prestigiosas de la época traían hasta mí la presencia deslumbrante de aquel muchacho encantador al que le habían adjudicado el apodo de “El Ángel de España”.

Recién el 21 de Febrero de 1958 lo conocí personalmente y su magia me atrapó por completo.

Nadie podía prever que ese deslumbramiento inicial, esa admiración por el ídolo del momento, se convertiría con los años en algo importante, en un sentimiento fuerte y duradero que traspasaría todas las barreras.

Muchos fueron los momentos compartidos, más de una vez revelé los instantes mágicos que viví a su lado. Este 7 de Septiembre cumpliría 80 años.

¡Cuántos cumpleaños plenos de alegría, festejos, regalos y cariño, sorpresa de niño en su rostro ante tantas demostraciones de afecto!

Su último cumpleaños lo celebramos en Pepito un restaurante a metros de la Avenida Corrientes y del Teatro Astral. Solíamos ir allí muy a menudo porque estaba abierto a toda hora.

Fue un día especial, él, como siempre, lucía espléndido y yo con esa extraña sensación de no querer separarme como sintiera o presintiera que ese era el último cumpleaños.

¡Cuánto daría por retroceder en el tiempo y revivir todos y cada uno de esos momentos!

Quizás cuando volvamos a encontrarnos me diga que fue feliz sabiendo que su gente mantuvo vivo su recuerdo.

Gracias Pedrito por todo lo que me diste.


Marta Améndola

6 de septiembre de 2012

Alicante insólita




Andaba el otro día por la parte final de la calle San Francisco, la más cercana al Portal de Elche. Iba cargado y me resultaba bastante difícil circular por dicha calle, en ese tramo es peatonal, y a diestra y siniestra estaban colocadas las mesas y sillas de los restaurantes dejando un paso muy estrecho. 

Tal es así que no cabíamos los que íbamos en una dirección con los que venían en la otra.

Y eso mismo ocurre, en mayor o menor medida, en otras calles céntricas de la ciudad. San Ildefonso, un tramo de Castaños, y no digamos de plazas como Portal de Elche o Calvo Sotelo tomadas por mesas, sillas sombrillas.

También los paseos, que se llaman así porque eran para pasear o sentarse en un banco, están siendo tomados por sillas, mesas y sombrillas. 

El parque de Canalejas también se sumará, si es que no lo ha hecho todavía es que a este paso, nunca mejor dicho, los viandantes deberemos andar o pasear por la carretera, por el puro y duro asfalto, y dejar los paseos y calles peatonales para mesas y sillas. Y es que estas cosas  suelen ocurrir en Alicante.

Si ya con lo de Ciudad de la Luz está dicho todo. Unos estudios que eran para rodar pelis. Los más de Europa. El Jolibú español como lo llamó un exalcalde. Pero como no se rueda ni una bicicleta. Se les "alquila" a los cineastas amateurs para sus prácticas y para rentabilizarlos (?) se realizarán cenas los fines de semana a modo de restaurante.

No me digan ustedes que esto no  es surrealismo puro. Pero para que haya constancia de que en  unos tiempos  no muy lejanos se rodaron eso, películas, en  Ciudad de la Luz, a la Dipu se le ocurre  la ingeniosa idea  de proyectar por la provincia las pelis que se han rodado en dichos estudios. Como dejando constancia de la cosa. Porque lo de próximas  es más que impensable.

 Y la guinda, el Hércules, farolillo rojo, el último de la lista con tres partidos perdidos consecutivos sigue el entrenador, y el presi dice estar con él. Y traen a unos jugadores que pasaban por ahí, y el dueño del cortijo, a  vivir que son dos días. Una afición y una ciudad que no se merece semejante esperpento. Pero parece una comedia bárbara.

A esto, lo otro, y lo primero, le llamo Alicante insólita. No se me ocurre otro adjetivo.



Paco Huesca

Comenzó septiembre con un cumpleaños




Comenzó septiembre y justo el día 1 y Roberto Muñoz Calvo, cumplió años. No tuvo tarta esta vez, así que hoy, unos días después ahí está.

¿Qué significado tiene esta entrada? La de recordar -al del cumpleaños- que le queremos y a todos vosotros, que seguís entrando por aquí aunque sea nuestro incombustible Paco Huesca  el único que aporta contenidos interesantes, os damos las gracias. ¿Un tomatito?

¡Felicidades Roberto! Te quiero.





Joana Sánchez